Contratar las personas adecuadas


Las aptitudes y habilidades de los empleados son esenciales para una implementación exitosa de la estrategia. El objetivo es muy simplee: colocar a las personas adecuadas en los puestos de trabajo adecuados y deshacerse de las personas inadecuadas. El libro de Jim Collins Empresas que sobresalen expresa este imperativo como «dejar subir a las personas adecuadas al autobús» y «hacer que se sienten en los asientos adecuados».

Un primer requerimiento importante para encontrar las personas adecuadas es saber juzgar a la gente, su talento, carácter y potencial. Muchas compañías realizan test psicotécnicos formales, procesos de entrevistas extensos, y piden referencias para ayudar en este proceso. Una buena regla es «En caso de duda, mejor no contratar». Los errores de contratación suelen ser muy difíciles y caros de enmendar.

Quiénes son las personas adecuadas? Comparten los valores de la empresa y son competentes. Tienen las habilidades y la experiencia necesarias para hacer bien su trabajo.

Funcionan de forma independiente y asumen responsabilidades. Son jugadores de equipo que interactúan apropiadamente y se enorgullecen de sus éxitos.

Para mejorar los resultados de la organización y realzar el éxito de los esfuerzos de implementación estratégica, hay que estar dispuesto y capacitado para tratar con gente que no lo haga lo suficientemente bien o que no comparta los valores de la organi zación. El sistema de evaluación de los empleados, por lo tanto, tiene que considerar las dos dimensiones; valores y competencia.

Obviamente, los empleados que satisfacen las dos dimensio nes son recursos valiosos, aunque también está muy claro qu hay que deshacerse de los que no satisfacen ninguna de ellas. Los que comparten los valores de la empresa pero carecen de las competencias necesarias se pueden formar, pero los que no comparten los valores de la empresa se tienen que descartar, independientemente de sus competencias. Normalmente, esta última acción alivia mucho a los empleados leales y aumenta su confianza en su compromiso con un entorno de trabajo productivo.

Por último, una vez que se hayan encontrado las persona adecuadas, es muy importante darles una buena formación desarrollo continuado. Hay que trabajar sin descanso para po nerlos en la mejor posición posible para utilizar sus talentos.

En el proceso de selección de los que se van a ocupar de implementar la estrategia de la empresa, conviene recordar lo siguiente:

«Incluso la estrategia ideal es inútil si no se implanta bien. Contratar a las personas adecuadas es la piedra angular de la ejecución estratégica.»

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Plan de Negocio.





Deja un comentario